Reconozco que dejé de creer en el Balón de Oro, mis motivos tenía. Las numerosas decepciones vividas con este trofeo son la excusa, nunca pude superar que a Raúl no le otorgaran este cruel galardón. Ese año 2001, aparte del atentado de las Torres Gemelas lo recordaré como el año en el que le dieron el Balón de Oro a Michael Owen y no a Raúl.

Este año todo era distinto, sentía que se saldarían mis deudas con la organización de este premio. Volvía a creer porque me sentía ganador, en realidad todos nos sentíamos ganadores. El Mundial conseguido por España nos daba la seguridad de que un Español sería el vencedor, ser campeón del mundo significaba ser ganador del Balón de Oro.

Xavi e Iniesta , dos referentes.

Dos Españoles llegaron a la final, por un lado Xavi Hernández, timón del fútbol tanto en su club como en la selección, mi favorito. Por otro lado, Andrés Iniesta dueño de la excelencia y la sutileza sobre el terreno de juego, el favorito del pueblo. El gol en la Final del Mundial, su aval, gracias Iniesta.

A nuestros dos españoles, les acompañaba en la final un compañero de equipo, Leo Messi. Vaya por delante que el argentino es el mejor jugador del Mundo y puede que lo sea de la historia. Ganador de dos títulos con el Barcelona, y perdido en el desorden táctico de su selección durante el Mundial, no lo situábamos entre los favoritos. Nos basábamos en la lógica imperante que relacionaba el mundial con el premio.

Leo Messi recibe el Balón de Oro. Marca.com

Bueno, pues en el año 2011 nos volvimos a llevar otra gran decepción, y de las grandes. Nunca habríamos pensado que este año el Balón de Oro no fuera para un español. Leo Messi obtuvo el 22,65% de los votos, Iniesta el 17,36% y mi favorito, Xavi el 16,48%. Esto convirtió a Messi en ganador del Balón de Oro por segundo año consecutivo.

España se quedó sin premio en su año. No valió de nada deleitar al Mundo con nuestro juego en el Mundial, ni haber ganado Eurocopa y Campeonato del Mundo en tan sólo dos años. Ni tener a un Barcelona, fabrica de jugadores relevantes para el panorama mundial, nada sirvió. Un dato, en el año del orgullo español, ninguno de sus jugadores ha conseguido un premio relevante, ya que el trofeo al Mejor Jugador del Mundial se lo llevó el Uruguayo Diego Forlán, ahí queda.

En el día de ayer también se entregó el Balón de Oro al mejor entrenador del Año, el pionero en conseguir este premio fue el técnico del Real Madrid Jose Mourinho. Su excelente año en el Inter de Milan (ninguno de sus jugadores optaron al Balón de Oro) sirvió para derrotar a un Vicente Del Bosque Campeón del Mundo, y a un estilista Guardiola.

Mourinho , el mejor de los entrenadores. Marca.com

En esta gala de la FIFA  también se anunció el once del año compuesto por: Casillas, Lucio, Puyol, Piqué, Maicon-Xavi, Iniesta, Sneijder –Messi, Villa y Cristiano. Por otra parte, se entregó el premio a la mejor Futbolista del año, galardón que recayó en la brasileña Marta Vieira Da Silva “Martinha” ganadora por quinto año consecutivo.

Seis españoles en el once ideal. Marca.com

Al igual que en el año 2001, recordaremos este año 2011 con una cierta resignación sobre lo que pudo haber sido y no fue. Sinceramente, pienso que un español nunca volverá a ganar un Balón de Oro, otra vez he dejado de creer en este trofeo. Lo peor de todo, es que cuando un futbolista  español vuelva a estar entre los finalistas me volveré a hacer ilusiones, ley de vida.

Votación Balón de Oro 2010.

Pedro Antolinos.

Anuncios