La carrera de esta mañana en Sepang ha resultado no ser tan entretenida ni apasionante como prometía. Vettel ha vuelto a alzarse con la victoria después de 56 vueltas que controló en todo momento. En el podio lo acompañaron Jenson Button en el segundo puesto, que bordó un muy buen Gran Premio, y un espectacular Nick Heidfeld en el tercer escalón al que su Renault lo llevó en volantas durante toda la mañana. Fernando Alonso quedó en sexta posición después de una carrera con más pena que gloria.

La salida dejó varias pistas de lo que sería la carrera. Vettel, como ya es habitual, comenzó su carrera en solitario dedicándose a poner tierra de por medio entre él y sus perseguidores. Por otra parte, los Renault de Vitaly Petrov y Hick Heidfeld hicieron un inicio de carrera espectacular. Alonso no hizo una buena arrancada. Pasó a la séptima posición después de las dos primeras curvas. A partir de entonces la carrera del asturiano no fue, ni muchos menos, pan comido.

Cuando la amenaza de lluvia se hacía más presente comenzó el baile de boxes. La principal preocupación de pilotos e ingenieros fue en todo momento la duración y la resistencia de las gomas. Todos los coches de cabeza de carrera hicieron sus paradas sin ningún problema. Todos excepto Massa al que se le trabó el cambio de una rueda y perdió varias posiciones.

Alonso, después de ponerse hasta en segunda posición, acabó dándose con Lewis Hamilton. Fue el español el que salió perdiendo ya que partió el alerón delantero. Sexta plaza para el de Ferrari, que entró poco después que su compañero de equipo.

Por delante Vettel se afianzó, a pesar de que el kers le falló y en ocasiones vio su puesto levemente amenazado. Button y Heidfeld completaron el podio final, dejando a Webber en una cuarta, y meritoria, posición. Hamilton finalizó séptimo. Posteriormente, tras la conclusión de la carrera, los comisarios decidieron sancionar con 20 segundos a Alonso y Hamilton por su incidente en la vuelta 46. El asturiano no perdió la posición, pero el inglés sí en favor de Kobayashi.

Jaime Alguersuari no tuvo un gran papel y aseguró que había sido “la carrera más dura” de su vida. Terminó en el puesto catorce sufriendo al volante de su Toro Rosso. Para el equipo Hispania tampoco fue una buena carrera ya que ninguno de sus pilotos pudo terminar todas las vueltas correspondientes. Esperemos que tanto Alguersuari como la escudería nacional tengan más suerte para el próximo GP.

Clasificación de la carrera:


Así el Mundial queda de la siguiente manera:

No ha sido una gran carrera, no mantenía pegados a los espectadores frente a la televisión, pero ha confirmado que Vettel está muy fuerte, que Ferrari aún no está a la altura, que si hay alguien que puede hacer frente a Red Bull es McLaren y que otros como Renault quizá tengan algo que decir en este Mundial.

Kike Martín

Anuncios