Lewis Hamilton le ha demostrado esta mañana a Sebastian Vettel que no lo va a tener tan fácil para conseguir hacerse con el Mundial. Si las primeras carreras habían sido un monólogo del alemán, la de Shanghai se ha desarrollado en torno a una gran disputa en todos los puestos de la carrera.

La salida ya no pintó tan bien como las anteriores en 2011 para el Red Bull pilotado por Vettel. Cedió su primera posición y cayó hasta la tercera, pero su buen hacer al volante lo devolvió a la cabeza de la carrera. En todo momento los puestos de podio se los rifaron entre Vettel, Hamilton, Rosberg, Button e incluso Massa. Al final la buena estrategia del equipo McLaren para el planteamiento de carrera del piloto inglés hicieron que Hamilton se hiciese con la victoria. Para Vettel quedó el segundo escalón y para Webber, que ha hecho una carrera de lo más espectacular partiendo desde la plaza 18, la tercera posición.

Fuente: TotallyCoolPix

Otro mal día para Ferrari. Fallaron de nuevo en la estrategia elegida para sus pilotos y tanto Massa como Alonso se vieron relegados a la 6ª y 7ª plaza respectivamente. Las cosas no pintan bien para el asturiano, que además estuvo sobrepasado durante prácticamente la totalidad de las 56 vueltas por su compañero de equipo. Ya pueden espabilar en Italia si no quieren hacer un buen ridículo de cara a lo que queda de Mundial.

Malas noticias también para Alguersuari. Partía desde la séptima posición en lo que prometía ser una de las mejores carreras de su vida. Lo que no se esperaba el de Toro Rosso era que en plena competición, en la vuelta 10, iba a perder una de sus ruedas traseras. Fin de trayecto para el español. A pesar de esto, y como siempre, él se muestra optimista y ha declarado que “ha sido un buen fin de semana”. Ojalá el tiempo le de la razón a este chico.

Para los Hispania tampoco ha estado tan mal. Los dos coches han terminado la carrera perdiendo tan sólo dos vueltas con la cabeza de la competición. Sigue mejorando este modesto monoplaza.

Clasificación de la carrera:

Clasificación del Mundial:

Sorpresas en China. El Mundial no parece que vaya a ser un camino de rosas para nadie. Ningún piloto ni escudería lo tiene todo hecho, y, por el bien del espectáculo y de los nuestros, esperemos que nadie lo tenga todo perdido. La siguiente parada es Turquía, dentro de tres semanas. Hasta entonces.

Kike Martín

Anuncios