COMIENZA LA MAGIA vs EVOLUTION

Extraña manía la de empeñarse a hacer cine sobre Manga o comic en general, ya que este tipo de público suele ser muy exigente: que si no han innovado nada, que si es totalmente diferente, que si los personajes no se parecen, etc. Se han hecho basuras infames tanto desde el punto de vista cinematográfico como desde el punto de vista de similitud con el comic como La cosa del pantano de Wes Craven o Hulk, películas mediocres como Ichi the Killer o Los 4 fantásticos y películas de esas que llamamos de culto como Historia de Riki, basada en el manga Riki Oh. Pero en los últimos tiempos parece que algo está cambiando, las películas basadas en comics cada vez son mejores, o por lo menos se esfuerzan para no defraudar demasiado. La nueva saga de Batman de Christopher Nolan, Speed Racer de los Hnos. Wachowsky, Sin City, Gantz o la reciente Scott Pilgrim vs the World. Pero hay un Manga, querido por la mayoría de público que no ha conseguido tener una digna adaptación a la gran pantalla, Dragon Ball. Más