Joel Campbell, protagonista del partido

Tuvieron que jugar dos de las selecciones más flojas, al menos a priori, de esta Copa América para mostrar al mundo que en ese torneo también se puede salir a ganar que, a excepción de Chile, parecía una idea desterrada por demasiados conjuntos hasta el momento. Y así va esta Copa América. El caso es que Bolivia y Costa Rica jugaron un buen partido de fútbol, con llegadas para los dos conjuntos, con una segunda parte muy abierta que deparó las mejores ocasiones y el definitivo resultado: victoria por dos a cero para los “ticos”, que se mostraron muy superiores sobre el campo y pudieron sacar un resultado más abultado de no ser por Arias y los postes.

Más